WhatsApp Facebook Twitter LinkedIn Mail

Posibilidades de cloud computing

Las posibilidades de cloud computing se han disparado en los últimos años. Desde la aparición en 1999 de Salesforce y sus aplicaciones empresariales a través de la web, el ritmo de adopción de la nube y las posibilidades de cloud computing ofrecidas han ido creciendo exponencialmente. Desde servicios de correo a CRM, ERP o incluso entornos virtuales de alta potencia, ahora la nube es capaz de eso y mucho más. Pero, ¿qué posibilidades de cloud computing ofrece exactamente? ¿Qué modelos de cloud computing existen?

Índice:

  1. Posibilidades de cloud computing
  2. Modelos y su utilidad
    1. SaaS
    2. PaaS
    3. IaaS
  3. ¿Preparada para la nube?

¿Cuáles son las posibilidades de cloud computing?

Hoy en día, las posibilidades de cloud computing son mucho más variadas que hace unos años. Lo que empezó principalmente como una oferta de aplicaciones empresariales como CRM o correo electrónico, ha ido creciendo hasta ofrecer combinaciones y servicios muy complejos.

posibilidades cloud computing clasificacion

Con la llegada de Amazon Web Services (AWS) o Microsoft Azure, las posibilidades del cloud computing han incluido aspectos como el desarrollo de aplicaciones o incluso la gestión de infraestructura en la nube. Esto permite una configuración de servicios e instalaciones más personalizada pero a la vez mucho más especializada, lo que necesitará un conocimiento más avanzado de la informática en general. No es comparable la experiencia de usuario y las posibilidades de cloud computing para un usuario de Google Apps for Work que para uno de las instancias virtuales de Azure o AWS. En la Guía de Cloud Computing puede encontrar una comparativa de distintos tipos de sistemas y las posibilidades de cloud computing que ofrecen, clasificadas en función de los usos y nivel de especialización.

Modelos de cloud computing y su utilidad

El aumento de las posibilidades de cloud computing ha traído consigo también una clasificación de los distintos servicios disponibles. Por norma general, se distingue entre SaaS (Software as a Service o Software como Servicio), PaaS (Platform as a Service o Plataforma como Servicio) e IaaS (Infrastructure as a Service o Infraestructura como servicio). Muchos otros expertos también distinguen entre CaaS (Communications as a Service o Comunicaciones como Servicio), DaaS (Database as a Service o Base de datos como servicio) y XaaS o EaaS (Everything as a Service o Todo como Servicio). Sin embargo, aquí se centrará la atención en los tres primeros tipos, los más conocidos y utilizados al hablar de las posibilidades de cloud computing:

SaaS

SaaS es el tipo más popular y también el más extendido. Este tipo incluye todo el software dirigido a los usuarios finales, aquellos que tienen que utilizar el software en sí mismo y que no necesitan gestionar todo lo que hay detrás, como el mantenimiento, hardware, sistema operativo, copias de seguridad, almacenamiento, etc. Las suites ofimáticas como Office 365 o Google Apps for Work entran dentro de este apartado, aunque también otros productos como el CRM de Microsoft Dynamics o Salesforce, ERP en la nube como SAP Business ByDesign o Oracle E-Business Suite y servicios de almacenamiento como Google Drive o Dropbox, entre muchos otros.

PaaS

La plataforma como servicio suele requerir unos conocimientos de informática bastante más avanzados que SaaS. Las plataformas como servicio se orientan a desarrolladores de aplicaciones que necesiten disponer de entornos en los que desplegar software sin tener que preocuparse del hardware en sí mismo. También suele disponer de opciones para la monitorización de la actividad dentro de las propias aplicaciones. Tanto AWS como Azure o VMWare ofrecen este tipo de servicios, que suelen incluir varias de sus herramientas a la vez.

IaaS

La infraestructura como servicio es uno de los tipos de cloud computing que permite un mayor control sobre el propio servicio en la nube. Excepto el mantenimiento, todo se gestiona por el usuario: tanto el sistema operativo como la potencia de las máquinas, el espacio en disco asignado, la escalabilidad de las aplicaciones, etc. Todo esto da más libertad a la hora de diseñar un entorno empresarial sólido en la nube, con la ventaja de ahorro de mantenimiento, espacio y equipos frente a una opción on-premise. En este caso, también entran proveedores como Azure, AWS, Google Cloud Platform, entre otros.

¿Preparada para la nube?

Una vez vistas las diferencias, se hace patente que no todos los modelos son adecuados para todas las empresas. Es esencial definir los objetivos y necesidades internos antes de tan siquiera contemplar las posibilidades de cloud computing que ofrece el mercado. En la Guía de Cloud Computing encontrará una serie de aspectos que le ayudarán a conocer si su empresa está preparada para la nube y qué modelo se ajusta más a sus necesidades.

¿Quiere usar este artículo como fuente? Haga clic para copiar.

European Knowledge Center for Information Technology (Ed.). (2015, 6 noviembre). Posibilidades de cloud computing. TIC Portal. https://www.ticportal.es/temas/cloud-computing/posibilidades-cloud-computing
guest
El nombre que aparecerá en tu reacción.
Para suscribirte a las notificaciones.
0 Reacciones
Inline Feedbacks
Ver todas las reacciones