WhatsApp Facebook Twitter LinkedIn Mail

Data center: ¿por qué se almacenan los datos y sistemas en ellos?

Índice:

  1. ¿Qué es?
  2. Tipos
  3. Condiciones
  4. Ventajas y desventajas

¿Qué es un data center?

Un data center, o centro de procesamiento de datos (CPD), es una infraestructura para el alojamiento de los servidores de una o varias empresas. Los servidores tienen que estar en unas condiciones óptimas para poder funcionar bien. Los data centers se dedican exclusivamente a mantener siempre la temperatura, humedad, electricidad, conectividad y energía adecuada para el funcionamiento de los servidores que tienen alojados.

Los data centers pueden estar alojados y gestionados por la propia empresa o ser de arrendamiento (housing). En el caso de estar alojados dentro de la empresa, la propia empresa debe tener un equipo IT experto para el cuidado y mantenimiento de su data center. En el caso de tener los sistemas en un data center externo de alquiler, el proveedor ofrece la refrigeración, la alimentación de energía, el ancho de banda y la seguridad física, mientras que el cliente es el responsable de instalar sus propios servidores y otros dispositivos que requiera para su negocio.

En el siguiente vídeo, Guillermo Benito, CTO de Nabiax (empresa especializada en servicios de data centers), nos comenta cómo funciona cuando los sistemas y los datos están alojados en un data center externo:

Atención: a la hora de decidir dónde almacenar los sistemas y los datos de una empresa hay que tener muchos aspectos en cuenta. El data center es sólo uno de los muchos elementos a analizar para el almacenamiento de datos. Por eso, TIC Portal ha creado el Premium digiBook Almacenamiento de sistemas y datos. En su interior están todas las distintas posibilidades del almacenamiento de sistemas y datos, junto con sus ventajas y desventajas.

Tipos de data center

Los data centers pueden ser virtuales o físicos. Los data center virtuales (Virtual Data Center, VDC) proporcionan los servicios de un data center físico tradicional, pero se encuentra en la nube. Es decir, un data center virtual permite desplegar las infraestructuras, software y hardware sobre una plataforma cloud. Una ventaja de este tipo de data center es que se puede gestionar el aprovisionamiento bajo demanda. Por tanto, si se necesitan más recursos se pueden ampliar y si se necesita menos, disminuir.

Por otra parte, los data center físicos son aquellos en los que las empresas hacen uso de una infraestructura para poner los servidores. Esto permite que las empresas sigan teniendo control sobre sus servidores. En el caso del virtual data center es la empresa externa la que se encarga de los servidores, por lo que la empresa pierde control sobre ellos.

Dentro de los data center físicos también se hace una distinción dependiendo de los servicios que presta. Este tipo de data center puede clasificarse dentro de 4 grupos distintos:

tipos-tier-data-center
  • Tier 1 Centro de datos básico: este tipo de data center ofrece una protección muy limitada contra los eventos físicos y puede sufrir interrupciones planificadas (por mantenimiento) o no planificadas. Es el más económico de todos, por eso suele ser utilizado por empresas pequeñas y medianas.
  • Tier 2 Centro de datos redundante: en este tipo de data centers es menos probable que haya interrupciones que en el tier 1, excepto cuando se realiza el mantenimiento. Además, ofrece una mayor protección frente a eventos físicos. Tiene una conexión a una línea única de distribución eléctrica y de refrigeración.
  • Tier 3 Data Center Concurrentemente Mantenible: este tipo de data center está conectado a múltiples líneas de distribución eléctrica y refrigeración, aunque sólo de una de las líneas está activa. Además, estos data centers suelen ser utilizados por empresas que prestan un servicio 24/7 durante los 365 días del año. Al disponer de varias líneas de distribución eléctrica puede garantizar la continuidad del servicio. Por lo tanto, en caso de tener que realizar un mantenimiento, no se interrumpe el servicio (como ocurre en los dos tipos anteriores de tier).
  • Tier 4 Centro de datos tolerante a fallos: este es el tipo de data center más seguro y con los niveles más altos de tolerancia a fallos y redundancia. Este tipo de data centers está conectado a varias líneas de distribución eléctrica y refrigeración. Este nivel de conexión y refrigeración permite que se pueda hacer un mantenimiento simultáneo y tolera que haya un fallo en cualquier parte de la instalación sin provocar un tiempo de inactividad. Los tier de tipo 4 son los únicos que deben tener un edificio entero totalmente dedicado a la actividad de data center, los otros 3 pueden tener el data center en edificios donde también realizan otras actividades. La seguridad es tan alta que la única forma en la que podría fallar es que suceda al mismo tiempo un corte de energía y el error de dos o más factores eléctricos en cada una de las líneas de suministro. De hecho, este tipo de data center tiene la mayor disponibilidad de los 4 tipos de tier (99.995%). Por eso, este data center está enfocado a empresas con una presencia internacional y de gran tamaño con operaciones críticas, por ejemplo, bancos.
¿Sabías que? Estos 4 tipos de tier han sido establecidos por el estándar ANSI/TIA-942 de la Asociación de la Industria de las Telecomunicaciones (TIA, Telecommunications Industry Association). Este estándar abarca la infraestructura de telecomunicaciones y todos los demás aspectos de un centro de datos (como la ubicación, la estructura arquitectónica y física del edificio, la infraestructura eléctrica y mecánica, la seguridad contra incendios y la seguridad física).

¿Qué condiciones debe tener un data center?

Los centros de procesamiento de datos necesitan una serie de elementos de hardware y de software para poder funcionar bien. Además, también hay otros aspectos importantes para que el data center esté lo más seguro posible, por ejemplo, la humedad o la temperatura.

  • Arquitectura: un data center ha de tener el tamaño necesario para que quepan los racks y el cableado. Los racks son una especie de armario donde se encuentra el hardware del data center con una estructura por la cual pueden refrigerar los equipos y con espacio para que pasen los cables.hardware-racks-data-center

  • Temperatura: dependiendo del data center la temperatura será una u otra. La mayoría de los data center están a una temperatura constante de unos 21ºC o algo inferior. El único que se desvía de este estándar es Google, que tiene sus data centers a unos 26ºC. Google lo hace porque así tiene un ahorro de energía de hasta el 4% por refrigeración por cada grado de subida. No obstante, tener los data centers operando a esa temperatura superior a la normal también supone grandes riesgos. Uno de estos riesgos puede ser que haya un menor tiempo de maniobra en caso de fallo del sistema de aire acondicionado. Si la temperatura del data center no es homogénea o no tiene cerramientos de pasillos fríos, las zonas mal refrigeradas podrían alcanzar temperaturas demasiado altas. Para controlar la temperatura utilizan sistemas de aire acondicionado, aunque no se pueden poner en todas las salas, sino las que estén acondicionadas para ello.
  • Humedad: la humedad es una de las principales amenazas con la que debe lidiar un data center. Por ello, la ANSI/TIA-942 recomienda que la humedad esté en torno a un 40% y el 55%. Si hay poca humedad (menos del 40%), se pueden dar descargas electroestáticas. Las pequeñas descargas electrostáticas no son graves, pero si alcanzan los 10 Volts, son capaces de dañar un equipo. Asimismo, si hay demasiada humedad (más del 55%) también es malo, ya que el hardware metálico se corroe. Si esto pasa, pueden perderse datos.

    ¿Sabías que? El primer data center de Facebook en Oregon, EEUU, sufrió las consecuencias de tener un 95% de humedad porque se había colado una nube en su interior. Debido a la alta humedad, se reiniciaron múltiples servidores y algunos incluso se apagaron automáticamente debido a fallas en la unidad de suministro de energía.
  • Conectividad: los data centers tienen múltiples conexiones de fibra a Internet proporcionadas por múltiples operadores. De esta forma, los data centers disponen de un ancho de banda virtualmente ilimitado, así como un acceso de gran velocidad y latencias bajas desde cualquier parte del mundo.
  • Electricidad: la dotación de electricidad para los centros de datos es muy importante. Si la electricidad de un data center falla, los sistemas dejarían de funcionar. Esto significa que las empresas que tienen almacenados sus datos y sistemas en el data center no podrían acceder a ellos. Además, podría ser peligroso ya que el aire acondicionado dejaría de funcionar y la temperatura y humedad podrían dañar el hardware. Dentro de la infraestructura de un centro de datos se encuentra:

    • Corriente eléctrica
    • Servicio eléctrico del edificio
    • Generadores
    • Fuentes de alimentación ininterrumpidas (UPS, Uninterruptible Power Supply)
    • Transformadores
    • Protección contra aumentos súbitos
    • Sistema de enfriamiento
    • Sistemas que remueven el calor del data center
    • Aires acondicionados del cuarto de ordenadores y subsistemas asociados.
  • Seguridad: la seguridad de un data center debe darse tanto a nivel físico como lógico. A nivel físico, se toma una serie de medidas:

    • Ubicación lejana de zonas residenciales y con condiciones meteorológicas óptimas para la gestión y mantenimiento del data center
    • Las salas eléctricas deben encontrarse en habitaciones con protecciones contra incendios
    • Sistemas de control de acceso, para que sólo pueda acceder el personal autorizado
    • Dispositivos IoT para controlar la humedad y la temperatura
    • Detectores de humo por aspiración (DHA)
    • Vigilancia con cámara y personal par evitar vandalismos y robos
    • Entre otros

    En cuanto a la seguridad lógica, los data centers usan:

    • Plan de detección y respuesta ante incidentes
    • Firewalls
    • IPS (Sistema de Prevención de Intrusos)
    • Control de acceso a los sistemas de software
    • SIEM (Security Information and Event Management, gestión de eventos y seguridad de la información)
    • DLP (Solución de prevención de pérdida de datos)
    • DRP (Plan de recuperación ante desastres)
    • etc.

Ventajas y desventajas de que una empresa tenga sus servidores en un data center externo

A continuación se encuentran las principales ventajas y desventajas de trabajar con un data center externo. Sin embargo, a la hora de tomar una decisión sobre si almacenar los servidores, datos y sistemas en uno, es importante conocer todas las opciones que hay. Por eso, TIC Portal ha creado el Premium digiBook Almacenamiento de sistemas y datos. En su interior se encuentran todas las posibilidades de almacenamiento que hay y cuáles son las particularidades de cada opción. De esta forma, un jefe de proyecto determinará fácilmente cuál es la mejor opción para su empresa.

Ventajas

  • Equipo experto disponible: la empresa no tiene que preocuparse por tener un equipo de personas que se dedican al mantenimiento y gestión del centro de datos. Además, sabe que estas personas son expertas en la materia. El conocimiento y experiencia necesarios para trabajar en un data center no lo tienen muchas personas. Por ello, es difícil dar con una persona que sepa de verdad. Mientras que en los data centers los trabajadores son expertos porque es a lo que se dedican.
  • Infraestructura adecuada: para tener una buena infraestructura una empresa debe pensar en el diseño del data center, su ubicación y todos los recursos necesarios para su correcto funcionamiento. Si no se tiene una buena infraestructura, pueden darse problemas que provoquen que la empresa no pueda operar, como un corte de luz o de conexión. Un data center externo ha sido creado con el único propósito de serlo.

Desventajas

  • Servidores fuera de tu entorno: los servidores no se encuentran cerca de tu ubicación. Por lo tanto, si hay que hacer cualquier trabajo en él (por ejemplo, de mantenimiento o ampliación), un equipo de la empresa deberá desplazarse hasta dónde se encuentre. Esto supone una pérdida de tiempo de viaje. Además, hay empresas que no se sienten seguras teniendo sus datos y sistemas almacenados en externo, ya que sienten que no tienen el control. Esto se debe a que no se encuentra en su mismo edificio, sin poder verlo o tocarlo inmediatamente. Pero, ¿es necesario tener que verlo en cada momento? ¿de verdad se tiene menos control o es sólo un sentimiento? El Premium digiBook Almacenamiento de sistemas y datos resuelve estas dudas.
  • Costes: dependiendo de los servicios contratados el coste de tener los datos y los sistemas almacenados dentro de un data center externo puede terminar siendo superior que tener un data center propio. Por ejemplo, un tier 4 proporciona un servicio de una calidad que difícilmente una empresa podría conseguir para sí misma (a no ser que sea Facebook o Google). No obstante, el coste de un tier 4 es bastante superior al de una empresa que tiene su propio equipo e infraestructura de data center. Por eso, las empresas que contratan un tier 4 suelen poner en ellos únicamente aquellos datos y sistemas más sensibles para su operación. El resto de datos y sistemas, los almacenan dentro de tiers de menor nivel. La elección de en qué tipo de tier se deben almacenar los sistemas depende de cada empresa. No obstante, hay puntos en común. En el Premium digiBook Almacenamiento de sistemas y datos se encuentra información más en detalle sobre los tipos de tier y las diferencias que suponen a la hora de almacenar los sistemas empresariales.

¿Quiere usar este artículo como fuente? Haga clic para copiar.

European Knowledge Center for Information Technology (Ed.). (2022, 15 marzo). Data center: ¿por qué se almacenan los datos y sistemas en ellos? TIC Portal. https://www.ticportal.es/glosario-tic/data-center